La Gruta de las Maravillas: la entrada al centro de la Tierra

Llegado el otoño, Aracena (Huelva) ofrece todos los ingredientes para una escapada de interior. Paisaje, naturaleza y gastronomía son los reclamos que siguen admirando al visitante. Aunque también su riqueza geológica.

Precisamente los avispados estudios de Hollywood dieron en esta localidad de Sierra Morena con la entrada al centro de la Tierra. Que la espectacular Gruta de las Maravillas fuera de las primeras en Europa —la primera en España— en abrir sus puertas al público posiblemente tuvo mucho que ver. 

Seguro que lo has adivinado ya, estamos hablando de ‘Viaje al centro de la Tierra’ en su versión cinematográfica más longeva, la de Henry Levin de 1958.

La fiebre de Hollywood por Julio Verne

En la meca del cine nada es casualidad. Para llevar a cabo esta película sucedieron dos cosas. Por un lado, el éxito de taquilla de ‘20.000 leguas de viaje submarino’ en manos de Walt Disney en 1954. Le siguió, dos años después, ‘La vuelta al mundo en 80 días’, que convirtió a Cantinflas en estrella mundial en el papel de fiel escudero de David Niven como protagonista. No le fue nada mal a este último título, que ganó el Oscar a la mejor película.

Efectivamente, a estos dos éxitos consecutivos se unió un factor económico: en 1955 se cumplió el cincuentenario del fallecimiento de Julio Verne. ¿Qué significó este hecho? Sus obras pasaron a ser de dominio público. Lo que es más importante: se abría la veda para la explotación de las historias y el imaginario del autor de aventuras y fantasía más reconocido del mundo. Cinco películas, entre las que se encuentran ‘De la Tierra a la Luna’ o ‘Cinco semanas en globo’, se adaptaron —con más o menos fortuna— tras este viaje a las profundidades terrestres.

¿A Aracena se llega desde Islandia?

Sí, este es el inicio de la aventura en el filme dirigido por Levin. En la época de los grandes presupuestos, el viaje a Europa del equipo no se andaba con chiquitas. Las localizaciones que pudieran formar parte del metraje serían introducidas sin cortapisas presupuestarias. Si conseguimos diferenciar los decorados mas extravagantes y los —ahora entrañables y divertidos, pero logrados para la época— efectos especiales, reconoceremos sin dificultad las hermosas estancias naturales que conforman la espléndida Gruta.

Por otro lado, en el caso de que los productores y el director hubiesen optado por ser más fieles a la novela original, posiblemente nuestra cueva habría cobrado mayor protagonismo: leyendo el relato completo, nos daremos cuenta de que se trata de una narración muy descriptiva con pasajes más claustrofóbicos y oscuros.

Pero claro, dejaron volar la imaginación para aprovechar la saturación típica del Technicolor, un proceso de edición recientemente inventado. También la utilización de la anchura de pantalla del Cinemascope, que podríamos relacionar como atractivo extra de la proyección en las salas como hoy lo sería la técnica 3D.

El entrañable tráiler de ‘Viaje al centro de la Tierra’ en el que descubrir las escenas rodadas en la Gruta de las Maravillas

Salgamos a la superficie: visitemos Aracena

Pues bien, gracias a la magia del cine hemos viajado directamente desde Islandia al interior de la Gruta de las Maravillas. Aunque nos tememos que la mayoría de los visitantes tengan que conformarse con hacer el recorrido inverso. Para acceder a este monumento geológico lo recomendable es comprar las entradas con antelación. Esto se debe a que su número está limitado diariamente para proteger al máximo las condiciones tanto de temperatura —entre los 16º y los 19º todo el año— como de humedad —que ronda el 100%— . Por ende, cada una de las cambiantes formaciones y lagos con miles de años a sus espaldas. Una vez dentro, queda deleitarse con un cristalino silencio solo roto por el susurro del agua entre las rocas.

making-of-adc_gruta-de-las-maravillas-00
La entrada al «centro de la Tierra» desde la Gruta de las Maravillas, hoy en día / Foto: andalucia.org

En Aracena el exterior importa. Capital de la comarca y la Sierra que le da nombre, apuntaremos únicamente que la presencia humana y sus primeros vestigios arquitectónicos se remontan a la prehistoria. Debemos completar esta breve postal con sus paisajes salpicados de dehesas y bosques. No olvidemos su rico casco urbano y atrevámonos a subir a su Castillo.

making-of-adc_gruta-de-las-maravillas-castillo-aracena
El Castillo de Aracena, una joya desde una impresionante atalaya / Foto: andalucia.org

Dejándonos muchos detalles en el tintero, hagamos un último recordatorio a los más despistados: aquí el jamón serrano tiene una denominación de origen que tal vez nos suene, la de Jabugo, debido a que la zona es la idónea para la crianza del cerdo ibérico. Para más información, señores y señoras, visiten el museo del Jamón de esta localidad.

¿Quieres visitar Aracena y la Gruta de las Maravillas?

Andalucía Destino de Cine es un proyecto de Andalucía Film Commission
www.andaluciafilm.com / info@andalucíafilm.com / +34 620 239 791

 

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?